Posts etiquetados ‘comedia’

teaser_dias_vinilo

Titulo: Días de Vinilo

Director: Gabriel Nesci

Intérpretes:. Gastón Pauls, Fernán Mirás, Rafael Spregelburd, Ignacio Toselli, Emilía Attías, Inés Efrón, Akemi Nakamura, Carolina Peleritti, Leonardo Sbaraglia

Nacionalidad: Argentina

Año de Producción: 2012

Guión: Gabriel Nesci

Duración: 120 minutos.  

Valoración: 8/10

Decía el pianista Franz Listz que “La música es el corazón de la vida. Por ella habla el amor, sin ella no hay bien posible y con ella todo es hermoso” Una frase que cala muy hondo en el director Gabriel Nesci, que nos presenta en su primer largometraje una historia que habla de música, de amor, de amistad, de belleza y de vida.

Parece algo casi imposible, lograr que en una comedia romántica que sigue todos los parámetros del género, haya espacio para la reflexión, la ironía e incluso la filosofía. Pero así es.

La premisa de la que se parte es muy simple: Cuatro amigos (Damián, Facundo, Luciano y Marcelo) son amigos desde niños, y tienen una curiosa visión del amor relacionada con un suceso de su infancia, donde en “su esquina” asisten a un desengaño amoroso que acaba con una lluvia de vinilos cayendo sobre los muchachos, debido a ese fenómeno de intentar librarse del pasado tirando los objetos de la pareja por la ventana, que desde ese día estarán marcados por esos dos conceptos: las relaciones tienden a fracaso y la música es un regalo del cielo.

De este modo, y tras un sucinto repaso por sus infancias, vemos donde ha llegado cada uno veinte años después: La historia de los treintañeros que pasan despreocupadamente por la vida, sin lograr sentar cabeza, anclados, tal vez, por su miedo en el pasado cómodo en vez del futuro oscuro e inseguro.

dias_de_vinilo_3

Se nos ofrecen cuatro historias separadas: El miedo de Facundo al compromiso, la autocompasión utópica de Luciano, la desfasada inmadurez de Marcelo y la incapacidad de superar una ruptura de Damián. Todos son creativos, todos son artísticos en cierto modo, y todas sus historias se unen por ese elemento aglutinador que es la música. De hecho, el film hace un repaso magistral por todos los grupos y artistas musicales míticos de la segunda mitad del siglo XX. Las canciones de nuestra vida. Las melodías que nos han marcado.

¿Les suena, verdad? Habremos visto cintas semejantes en multitud de ocasiones. Pero es que desde aquí, Nesci teje su magia y nos ofrece una película diferente ¿Cómo lo hace? Aun sigo pensando en ello. Acaso sea porque, en lugar de buscar la carcajada fácil, el gag simplista, la sonrisa manida, la película comienza por reírse de sí misma. Se ríe de toda la absurda pretenciosidad del mundo cultural. Nadie se libra de su sátira: Músicos, artistas, escritores, medios, críticos… nadie se libra de su férrea sátira. ¿Para qué – parece decirnos – nos andamos con tanto artificio? En la música como en la vida, y sobre todo en el amor, a veces el no complicar las cosas es el mejor modo de obtener un buen resultado.

Mención especial en esta sátira merece el cameo de Leonardo Sbaraglia, que aparece interpretándose a sí mismo, como la personificación de todo lo absurdo del mundo cultural: Caprichoso, pretencioso, autocomplaciente. Su aparición en la película sirve para demostrar justo lo contrario de lo que se manifiesta en la obra: no es necesario un gran actor, un gran nombre, para hacer una buena creación.

11_Aug_2012_23_03_06_dias_de_vinilo

Al final, como es obvio, todo se solucionará para bien. Tendremos nuestros momentos de risa, y de amor, y de felicidad, y de soluciones. Es una película y todo debe acabar bien. El final, que ya conocemos, entra dentro de las cauces habituales. Pero ¿Cómo podría ser de otra forma? Al final, como dijo Schopenhauer, “En la música todos los sentimientos vuelven a su estado puro, y el mundo no es sino música hecha realidad”

Titulo: Fuga de cerebros

Director: Fernando Gonzalez Molina

Intérpretes:. Mario Casas, Amaia Salamanca, Alberto Amarilla, Canco Rodríguez, Gorka Lasaosa, Pablo Penedo, Antonio Resines, Loles León, Alex Angulo, Mariano Peña

Nacionalidad: España

Año de Producción: 2009

Guión: Curro Velazquez, Álex Pina

Música: Manel Santisteban

Duración: 105 minutos.  

Valoración: 7/10

Perdonen que vaya con el tópico por delante, pero para mi, madrileño y español, está claro que Spain is different en todos los sentidos. En España alcanzar el éxito no es cosa fácil. Ya decía uno de nuestros grandes literatos, Francisco Umbral que “El talento es cuestión de insistencia”

Toda esta película, que tanta expectación levantó y tan mala crítica dio, podría seguir esta sentencia del escritor. Es una comedia ligera, sí, con gags tontos, pero también es una bonita reflexión sobre el talento, los sueños y la forma de perseguirlos.

En plena época de crisis, cuando está de moda hablar de la fuga de cerebros, la película viene muy a cuento. Con un argumento sencillo, un pringadillo de los de toda la vida enamorado de una chica imposible, animado por sus amigos, la persigue hasta la Gran Bretaña, donde pondrá todo su empeño para conseguirla.

No obstante, aparte del clásico toque romanticón, la película tiene algo magistral: el grupo de amigos que rodean al protagonista, correctamente interpretado por Mario Casas: Un ciego, un paralítico, un homosexual  reprimido y un gitano. Todos ellos, con sus propias particularidades, y con una cosa en la cabeza: el sexo.

Porque eso si es cierto, que nadie se espere una gran comedia intelectual, donde los gags cómicos sean para gente con chistera y monóculo. Esto es humor simple, desenfado hispano. Desde el ciego tirando penaltis hasta al homosexual tratando de llenar una garrafa de semen. El chiste fácil, la comedia de enredo clásica, los tópicos explotados.

Y sin embargo, resulta graciosa. ¿Por qué? Como ya he dicho, puede que sea por la calidad de los actores que conforman el grupo de amigos del protagonista: Liderados por el ciego, el “chuli” (Alberto Amarilla, la mitad del humor de la película es cosa suya) pasando por Gorka Lasaosa y Pablo Penedo, todos y cada uno de ellos consiguen hacer que esta película, en apariencia muy simple, sea una especie de American Pie a la española (De hecho, tiene un par de referencias a la exitosa saga norteamericana)

Todos ellos tienen algo en común: Son el grupo de perdedores, los que no consiguen que les salgan las cosas bien. Y sin embargo, ellos son los que hacen la fuga de cerebros. ¿Por qué? Por un motivo muy simple. Insisten, insisten e insisten hasta que las cosas les salen. Ese es el talento de Umbral. Esa es la lección que podemos sacar de esta comedia.

También hemos de hablar del nudo principal, el de la relación de Aitor Casas con Amaia Salamanca, pues en el fondo es el hilo conductor del film. Pero ahí es donde pierde sus puntos esta cinta. Su intención moralizante, su historia tan manida, la escenita de sexo para que la pareja luzca palmito y el final feliz parecen no pegar en un film donde lo que se lee entre líneas es mucho más importante que lo que cuenta realmente.

Por cierto, mención especial a los cameos de grandes actores españoles:  Antonio Resines, Alex Angulo o Loles León aparecen en momentos muy muy puntuales, pero aportan siempre que salen.

En resumen, una película para disfrutar del mas puro estilo castellano, para aprender y especialmente, para reírse. Al fin y al cabo, de eso se trata. La fuga de cerebros, un tema políticamente incorrecto, tratado desde un punto de vista cómico. El desenfado también va con nosotros. Eso también nos hace grandes.

  • Título: Intocable
  • Director: Olivier Nakache, Eric Toledano
  • Intérpretes: François Cluzet, Omar Sy, Anne Le Ny, Audrey Fleurot, Clotilde Mollet
  • País: Francia
  • Año: 2011
  • Género: Comedia
  • Duración: 109 min
  • Guión: Olivier Nakache, Eric Toledano
  • Música: Ludovico Einaudi
  • Calificación: 7,5/10

Es un hecho que la comedia francesa siempre ha tenido buenos resultados tanto a nivel de público como de crítica. Desde la profunda Amelie hasta la absurda pero graciosa La cena de los idiotas, y sin despreciar a The Artist, el éxito de 2011, el país galo ha sabido colocar muchas de sus producciones entre las más conocidas del séptimo arte, sin renunciar a un toque de humor muy personal que en su momento dio lugar a la denominación “comedia a la francesa”.

Así, Intocable surge dispuesta a continuar esta línea de éxitos. A través de la azarosa contratación del inmigrante Driss por parte del aristócrata tetrapléjico Phillipe, podemos ver una historia de amistad perfectamente hilvanada, donde lo políticamente correcto deja paso a la comicidad, a lo espontáneo, al verdadero sentimiento excluido del tópico barato. Es lo que dos directores semidesconocidos han conseguido a partir de una historia real sin que parezca haberse perdido un ápice de veracidad, logrando un relato divertido a la vez que pedagógico, que nos demuestra que la amistad puede llegar a romper las más duras barreras raciales, clasistas y políticas cuando realmente las dos personas lo pretenden.

La pareja protagonista es, indiscutiblemente, quien lleva los galones de la película. No en vano, y sin pretender pecar de videntes, puede llegar a convertirse en una de las míticas de la historia del cine. Y es que Cluzet borda a la perfección su papel, haciéndonos creer que realmente es discapacitado. Mantiene una simbiosis casi perfecta con Omar Sy, por cuyos chistes transcurre la mayor dosis de humor de la cinta, al mismo tiempo que nutre de emotividad a la relación cuando muestra su difícil pasado y presente. Ambos están escoltados de manera excelsa por un grupo de secundarios que, si bien algunos les podrían acusar de poco glamourosos, desempeñan su labor a la perfección, sin empañar en absoluto el desarrollo de la obra.

Así, Intocable no solamente merece el brutal éxito de taquilla obtenido (ya es la película de habla no inglesa más taquillera de la historia), sino que desde estos momentos ya parece influir al otro lado del charco: los hermanos Weinstein (que ya financiaron The Artist) están preparando un remake de esta película. No es un secreto que Intocable tiene un humor demasiado poco francés, por lo que en esta ocasión la tarea de hacer una versión por y para los norteamericanos no parece muy complicada. Pero ya veremos…

 

PD: esta crítica fue seleccionada como una de las 26 mejores del XV Concurso Crítico de Cine celebrado por la Guía del Ocio, de entre las miles que se presentaron.

No es un director ni un autor muy conocido para el gran público. Puedes decir Andrew Niccol que los únicos que diremos quien es son los frikis que como yo sabemos las proezas y logros de ciertos personajes en esto del mundo del cine.

Niccol es un director y guionista de Nueva Zelanda, país que parece ser un nuevo plató y lugar de origen de ciertos talentos para el cine internacional.

¡Yo también soy neozelandes y gano Oscars inmerecidos! ¿Qué pasa?

Empezó a ser conocido en EEUU gracias a un excelente guión que escribió y que dio lugar a “El Show de Truman”, tremendo peliculón dirigido por Peter Weir pese a Jim Carrey. Pero anteriormente hizó Gattaca, primera de las dos películas de las que hoy hablaré de él.

GATTACA, 1997.

Es una película de Ciencia Ficción pura. No es una “soap opera” como Star Trek o Star Wars, o lo que es lo mismo, una película de aventuras sideral. No, como la ciencia ficción pura su argumento surge de ciertas teorías o ideas científicas como la Inteligencia Artificial, los viajes en el tiempo o como es el caso de Gattaca, la manipulación genética.

En cierto modo, esta película que cuenta ya con doce añitos, fue precursora antes de que el tema se pusiese de moda y llegase a la gente gracias a los estudios que se están haciendo ahora al respecto.

La película cuenta con la premisa de que en un futuro muy lejano los padres podrán elegir como querrán que sean sus hijos mediante selección genética. Es un mundo de superhombres con gran capacidad intelectual y física, ejemplares casi perfectos por no decir perfectos. Y ahí están aquellos que surgieron de una apasionada noche de verano y sus padres decidieron salir adelante. Hombres y mujeres no tan perfectos, con problemas de salud e imperfecciones como miopía que no pueden llegar a nada gracias a que la selección se hace mediante estudios genéticos. Claro aquel que no es casi perfecto no será elegido para explorar nuevos planetas o simplemente trabajar delante de un ordenador junto a miles de seres casi perfectos como tú.

Pero si algo tenemos los humanos y los perros es la capacidad de soñar. Pese a las adversidades muchos buscan superar sus límites seas perfecto o no y aunque el contexto no lo haga nada fácil. Un ser geneticamente inferior, un error natural surgido de algo tan aleatorio como dejar que de un espermatozoide y un ovulo cualquiera salga lo que salga sin ninguna clase de control.

Y ahí esta la lucha de nuestro protagonista, que quiere superar sus límites y cumplir su sueño de viajar al espacio. Busca una nueva identidad en un ser perfecto que se quedo paralítico. Un ser cansado de ser perfecto que le provee de orina, sangre, pelo y piel para que pueda pasar por él en un estudio genético y así poder pasar las barreras que hasta ahora a nuestro imperfecto amigo le habían estado vedadas…

... y llegar a ser un chico Martini.

Esa más o menos es la premisa de una película que algunos amantes de la ciencia ficción tienen como una joyita del género. Una película con un futuro más o menos plausible, con un buen diseño de producción que te hace palusible ese mundo. Me gusta particularmente la idea de coches de los años setenta funcionando como vehículos eléctricos. Tiene una gran fotografía mostrando un mundo luminoso porque casi siempre las escenas exteriores se producen en el ocaso (saquen la idea) y un buen trabajo del neozelandes detrás de la cámara y de la pluma.

Ethan Hawke, Uma Thurman y Jude Law hacen un buen trabajo detrás de la cámara. Tampoco es que esta película requiera de un gran talento interpretativo, ya que es un mundo donde todo el mundo va con cara de palo, conscientes de alguna forma de su superioridad y de su capacidad. Pocas veces se desatan las pasiones, y nuestro protagonista, Ethan Hawke así se ha de comportar para perecer perfecto aun no siéndolo.

En definitiva estamos ante una buena película del género, donde algún malintencionado rápido puede decir que es una película de autosuperación que bla bla bla… No, no es que sea una cinta de autosuperación, sino que casi más es un pequeño cuento en un contexto futurista donde una persona para alcanzar sus sueños tiene que luchar contra su propia inferioridad.

La segunda película de este director fue Simone, que no he visto y que retrata a un productor televisivo interpretado por Al Pacino que crea un personaje digital femenino para la televisión que parece de verdad. No parece tener demasiados admiradorers, por lo que directamente nos vamos a su tercera película.

Lord of War, 2005.

¿Por qué leches no usaron este poster en España? ¿No vende tanto como las explosiones?

¿Por qué leches no usaron este poster en España? ¿No vende tanto como las explosiones?

Nicolas Cage tiene un problema. Le encanta el dinero aunque el poderoso caballero le lleve a hacer tanta y tanta basura. Parece tener acordado con Jerry Bruckheimer un vale por cincuenta películas que le hacen aparecer en los trabajos que el famoso productor palomitero descerebrado hace para la Disney como La Roca, La Búsqueda 1 y 2, Con Air… A veces el señor Coppola, digo Cage, se escapa entre película y película para el citado productor y rueda basura de similares características, pero otras veces medio sabe elegir el proyecto y es capaz de hacer una buena película por cada diez malas. Podemos hablar de alguna de estas películas como Adaptation, o el caso que nos ocupa, Lord of War. Parece que es cuando se equivoca, pues aunque no creo que sea mal actor, los proyectos que suele escoger dan tanta risa como vergüenza ajena. Y no hablemos de la rata muerta que lleva encima de la cabeza cuando rueda.

¡Nos vamos a forrar!

¡Nos vamos a forrar!

Nicolas Kim Coppola, digo Cage, interpreta a un traficante de armas. Es su trabajo y lo realiza aun siendo poco moral o ético. Le da igual, si no lo hace él lo haría otro, y sabiéndolo hacer él tan bien ¿para qué renunciar a sus beneficios? El vende armas, las compra en el mercado negro y las lleva a África o a Oriente Medio mientras su mujer cree que es una especie de contratista. Simplemente le piden armas y el consigue cargamentos de miles de ellas para llevar a los conflictos más sanguinarios. Él no las usan, piensa que si fallan mejor, pero que las usen otros y le compren más, más y más. En eso consiste. Un negocio como cualquier otro, y aunque fuera de la ley, a él le va muy bien.

Es un hombre hecho de alguna manera a sí mismo. Un superviviente que hace lo que hace porque sabe hacerlo y lo hace bien. No creo que sea mala persona. Es amoral, no es que apruebe lo que hace el mismo, simplemente lo hace y tiene toda una serie de escusas para justificarse a sí mismo.

En toda la historia del personaje interpretado por Cage, contado de forma autobiográfica y que recorre los últimos 20 años de historia internacional, poniendo al personaje en el contexto de la caída de la URSS y como los traficantes de armas se pusieron las botas a partir de ese momento; la película no hace más que denunciar de una forma ágil toda la hipocresía que encierra la política de Estados Unidos en cuanto a la venta de armas. Y así se nos hace ver en su sorprendente final, donde quizás todo pierde, pero siempre termina ganando el mismo, el malo que hay detrás de todos ellos y que solo conoce Cage.

Técnicamente es curiosa y portentosa. Se trata de una película cínica y algo gamberra, por lo que opta por un ritmo ágil (no aburre nada) donde su protagonista amoral pasa como un pillo por las distintas cuestiones morales que se abren. Es irónica y sarcástica, sin que eso sea en ningún caso algo negativo en la película. En un momento dado sale un árabe disparando y mientras dispara suena el ruido de una caja registradora, mostrándonos claramente de que palo va la película. La fotografía esta en algunos momentos bastante saturada, muy colorida mostrando en cierta manera el ambiente de irrealidad en el que vive el personaje de Cage. El resto del reparto esta muy bien como el “guapísimo” Jared Leto, la preciosa Bridget Moynaham como sufrida esposa o Ethan Hawke que repite con el director como el “coyote”.

¡Pilló al correcaminos!

¡Pilló al correcaminos!

Los títulos de crédito de la cinta son brutales, uno de los mejores que he visto y es que la cinta abre siguiendo la vida de una bala desde que se fabrica, se vende, se hace contrabando con ella y se dispara. Curiosos sin duda alguna.

Sin duda una excelente película que me perdí en el cine y posteriormente vi por curiosidad por otros medios. Ahora la tento en el Blu-Ray capado que Sony ha tenido la gentileza de traernos. Eso me abre a otra reflexión y es que esta es una película bastante valiente si atendemos a su nacionalidad. Es estadounidense y se moja en denunciar y hablar de lo que ocurre. No es que sea una película comprometida por una causa, pero puede que pique a ciertos sectores. También debemos observar que más o menos es independiente, apoyada por compañías que estan fuera de las Majors.

Paso de ti

Publicado: 12 mayo 2009 de Miguel de la Asuncion en General
Etiquetas:, , , , ,

forgetting-sarah-marshall_25Creo que todos hemos pasado alguna vez por una ruptura, y sin entrar a valorar circunstancias personales, creo que precisamente por eso cualquiera puede disfrutar esta pelicula.

 

La historia es la de siempre…ella le deja a el, el intenta olvidar, y como estamos en el cine, se la encuentra alli donde va para olvidarla, en un lugar paradisiaco y con su nuevo novio. Toda la trama se desarrolla ahí, asi que ya sabemos que escenarios podemos encontrarnos: paraísos playeros, gente con sonrisa profident y amable, y ante todo mucha carne fresca.

La historia se sucede de manera previsible. Si, es un argumento lineal, pero contado de una manera fresca y divertida, riéndose en especial del mundo de la farándula (músicos, actores, cantantes).

Paso_de_ti_-_500_-_01

Quiza le falte algo mas de cartel con los actores. Ni lo pintoresco de Jason Segel ni lo exótico de Russell Brand, ni siquiera la belleza de Kristen Bell o Mila Kunis dan lo que tienen que dar. Dan un estereotipo cuando deberian dar un sentimiento.

Mila Kunis, lo mejor de la peli...y tambien por su interpretacion

Mila Kunis, lo mejor de la peli...y tambien por su interpretacion

En cualquier caso, todos podemos ver una consabida historia de una manera original, y servirá sin duda para que podamos reirnos incluso de nosotros mismos ¿Por que? Por intentar pasar.

Nota final: 7/10

Trailer:

Hot Fuzz

Publicado: 1 abril 2009 de Diego Cabanillas en Críticas
Etiquetas:, , , ,

Pe… Pe… Pero… ¿Qué narices es lo que me he puesto hoy? Ah si, Arma fatal. Hace tiempo leí hablar bien de ella, pero para que yo me decida a ver una película no solo me fío en una referencia aislada en un momento dado. Más en casos como este dónde la idea inicial quizá no me resulte demasiado apetecible. Tampoco ví Zombies Party, la primera película del director. En fin, que por curiosidad decidí verla… Esta es la historia de las carcajadas de simio que se escucharon desde mi casa.

Gansada de película

Nos encontramos sin lugar a dudas ante lo que podríamos catalogar como la “frikada” definitiva. Este prestigioso título no lo otorgo con ligereza, soy plenamente consciente de lo que estoy diciendo. Hot Fuzz es la película homenaje-parodía más descerebrada y al mismo tiempo inteligente que he visto. Es una locura indescriptible, un film que tiene de todo y para todos, que se ríe de su sombra y al mismo tiempo es una crítica excesiva de ciertos comportamientos en la bella campiña inglesa. La película llega al exceso y lo lame y se regodea. En todos los momentos. La cinta termina cuarenta veces, pero siempre queda una sorpresa más fruto de un guión bastante bien ideado que utiliza todos los elementos que presenta para construir varias historias, dejarlas de lado, unirlas, descolocarlas, volverlas a colocar y lo que haga falta. Tiene un sentido paródico absurdo con el que literalmente uno se “descojona” en los momentos más brillantes de la película y encima reconocemos todo lo que vemos, ya que no son más que planos copiados muchas veces de las películas de acción mierdosas que siempre nos hemos tragado y para las cuales el director, Edgard Wright, tiene un sentido homenaje. Desde éxitos noventeros pasados de moda hasta una de las “obras maestras” del gran Michael Bay, desde series de monstruos japoneses de los 50 y 60 hasta películas de zombies.

Nuestro Cristo redentor.

Nuestro Cristo redentor.

Tremenda. Si pudieramos hablar del arte de hacer comedia gamberra quizá hablariamos de Hot Fuzz como uno de esos ejemplos de grandes películas que disfrutar con amigos. Es de esas películas que valen más con una cerveza en la mano mientras paras cada cinco segundos para partirte la caja y rellenar el guión con nuevas bromas. La última media hora directamente es apoteósica, con esa llegada del héroe a caballo como el más genuino Clint Eastwood a imponer la justicia en el salvaje Oeste y la posterior orgía de tiros y salsa de tomate.

¡Vamonos de Compras!

¡Vamonos de Compras!

Amigos de la Serie B, estamos ante una obra maestra. Es una cima que debemos conservar como oro en paño. Impedir que caiga en el olvido, hacer bromas complices sacando frases del contexto del guión para usarlas en la vida real para que algún friki como tú se de cuenta y te invite a un trago por ser un alma gemela.

Heat, con Al Pacino y Robert de Niro

Heat, con Al Pacino y Robert de Niro

En serio, no os echéis para atrás porque no os suene, Hot Fuzz es una brillante charlotada. Una cinta para ver sin prejuicios, dejarte llevar y disfrutar riéndote de cosas que reconoces dentro de esa lamentable afición que todos compartimos. Es una película de amigos, una película para recomendar a esos que están tan locos para disfrutar de esto como lo estas tú.

¡Son Martin Lawrence y Will Smith!

¡Son Martin Lawrence y Will Smith!

Nota: 9  

Grandes olvidados(I): El Empleado del Mes

Publicado: 16 marzo 2009 de Miguel de la Asuncion en General
Etiquetas:, ,

Todos conocemos las típicas superproducciones de Hollywood, películas que parece que ya has visto incluso antes de que salgan en cartelera. Películas que sabes que iras a ver incluso antes de saber que existen. Y también están las que a la sombra se ganan gracias a la buena crítica, una buena recaudación.

Pero como todo en esta vida, cantidad nunca quiere decir calidad. Y buscando por ahí puedes encontrar buenas películas que nunca triunfaron, que es lo que iré haciendo en esta sección. Comenzaré con el empleado del mes, película de 2006 protagonizada por Amy(Jessica Simpson), Zac(Dane Cook) y Vince(Dax Shepard)

Dax Shepard, Jessica Simpson y Dane Cook en un gran trabajo

Dax Shepard, Jessica Simpson y Dane Cook en un gran trabajo

¿Qué le faltó para triunfar? No lo sé. Reune en si elementos de otras comedias exitosas: el supermercado como ambiente de Clerks, la competición por la chica de Mi ligue en apuros, los secundarios graciosos y caracterizados de Los padres de él o el uso del entorno laboral como medio para conseguirlo todo de Virgen a los 40.

No diga secundario gracioso, diga Harland Williams

No diga secundario gracioso, diga Harland Williams

Con todo esto tenemos, como en la mayoria de las comedias, una historia previsible pero con muchos puntazos sobre todo en lo referente al mercado. El club secreto entre cajas de productos, las chocolatinas rotas como moneda de cambio o la lujosa “Sala de los Cajeros” que parece el Palacio de Buckingham

La historia es simple y líneal, sí. Dos viejos rivales con caracter completamente distinto peleandose por la tia cañon nueva, que en este caso, parece que acabará con el empleado del mes. Nadie dijo que las comedias fueran originales, solo se las pide que sean graciosas.

Jessica Simpson, el objeto de deseo

Jessica Simpson, el objeto de deseo

La competición por ser empleado del mes nos hara vivir situaciones cotidianas en un supermercado con otro punto de vista: encontrar a un niño perdido, no dejar que se acumulen los clientes en las cajas o ayudar a los clientes siempre que se pueda serén en esta película lo que marque la diferencia. Es decir, el supermercado se convierte en un lugar mágico pero rutinario, y eso es algo difícil de conseguir.

Zac vs Vince, el resumen de la película

Zac vs Vince, el resumen de la película

El final solo se puede definir como típico, esperado, previsible. Pero es el final de una gran pelicula en conjunto. Los tres actores principales la conducen como quieren. Jessica Simpson demuestra una vez mas que canta mejor que interpreta, porque no se luce nada en esta película. Cumple con el papel de maciza y ya está. Dane Cook lo hace bastante bien, y su expresividad ayuda a ello. Pero Dax Shepard es el que hace un papel muy muy bueno. Con la pinta que le ponen a su personaje, consigue hacerlo extremadamente bien. Se mete en el personaje al 100 %

Dax Shepard, EL actor en esta ocasión

Dax Shepard, EL actor en esta ocasión

En resumen, se trata de una película bastante recomendable para los amantes de la comedia. A pesar de que no es muy conocida. el humor fácil está patente siempre en ella.  Quizá no se convierta en vuestra película favorita, pero os aseguro que en mi estantería siempre tendría un hueco.

Puntuación Final: 8 sobre 10